IPEP de HUELVA

INSTITUTO PROVINCIAL DE EDUCACIÓN PERMANENTE

En línea

Tenemos 96 visitantes y ningun miembro en Línea

Lo más leído

Buscar

QR

Este es nuestro QR

qr ipephuelva

Recuerda que debes usar en el móvil un lector de QR

Jornada de Puertas Abiertas de la Universidad 2018

JORNADA DE PUERTAS ABIERTAS DE LA UNIVERSIDAD DE HUELVAhuelva2


     El día 14 de febrero a las 9:00 horas,  el alumnado de 2º de Bachillerato y Acceso a mayores de 25 está invitado a participar en las Jornadas de puertas abiertas de la Universidad. La orientadora del Centro y el tutor de 2º os esperan en el edificio Jacobo del Barco, que está delante de la plaza que se ve en la imagen que acompaña a esta noticia. 

     Os informarán de  todas las carreras que se estudian en Huelva, de las salidas profesionales que ofrecen las distintas titulaciones y de todos los servicios de la Universidad. También  tendréis la posibilidad de hablar con el profesorado y el alumnado de los distintos grados. No faltéis, sobre todo si pensáis seguir estudios después de Bachillerato.

 

National...

www.nationalgeographic.com.es - Últimas noticias

www.nationalgeographic.com.es - Últimas noticias
  • Unos trabajos recientes de consolidación y restauración en las Termas Centrales de Pompeya han sacado a la luz un esqueleto de un niño de 7-8 años de edad, una víctima joven de la violenta erupción del Vesubio en el año 79 d.C. El esqueleto, según destaca el Parque Arqueológico de Pompeya, ha aparecido durante la limpieza de un ambiente de entrada de las Termas Centrales de Pompeya: bajo un estrato de unos 10 centímetros ha aflorado primero el pequeño cráneo y después los huesos, dispuestos de forma recogida, que han permitido calcular la edad del niño, quien debió de huir de la erupción, refugiándose en las Termas Centrales pero no logró escapar de la muerte. El esqueleto ha sido retirado y transferido al Laboratorio de Investigaciones Aplicadas del Parque Arqueológico de Pompeya, donde se podrán determinar las posibles patologías.La peculiaridad del descubrimiento (o del redescubrimiento porque probablemente fue descubierto durante las excavaciones de finales del siglo XIX, aunque el estrato volcánico quizá no permitió realizar un molde con yeso) es que el esqueleto estaba inmerso en el flujo piroclástico, una mezcla de gases y materiales volcánicos, cuando lo habitual en la estratigrafía de la erupción del 79 d.C. es que esté presente el lapillo (el depósito de piedras pequeñas o fragmentos piroclásticos) en el nivel más bajo y después la ceniza que lo sella todo. Por tanto, en este caso debía de tratarse de un ambiente cerrado que evitó la entrada del lapillo y cuyo techo no cedió, pero en cambio sí que penetró el flujo piroclástico por las ventanas en la fase final de la erupción.

  • Los habitantes del poblado neolítico de La Draga, situado en la orilla oriental del lago de Banyoles (Girona), usaron hongos como yesca para encender o transportar el fuego hace ya 7.300 años, explicó ayer la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) en un comunicado. La mayoría de ejemplares recuperados en La Draga pertenece a la familia de los políporos, unos hongos que normalmente se encuentran en troncos en descomposición, aunque también pueden parasitar árboles vivos. Son especies no comestibles que, sin embargo, han sido tradicionalmente utilizadas para encender fuego, por lo que se las conoce también como hongos yesqueros. Son altamente inflamables por su estructura leñosa y, por tanto, ideales para iniciar y transportar el fuego. Ötzi, el hombre de hielo, transportaba restos de hongos yesqueros entre su equipo.Las condiciones excepcionales del yacimiento de La Draga para la conservación de restos arqueológicos, que permanecen sumergidos en el nivel freático, han permitido a los investigadores recuperar hasta 86 restos de hongos, algunos completos, de seis especies: Skeletocutis nivea, Coriolopsis gallica, Daedalea quercina, Daldinia concentrica, Ganoderma adspersum y Lenzites warnieri. "El uso del fuego está bien documentado en La Draga, pero hasta ahora no habíamos encontrado ningún indicio sobre los materiales que utilizaban para encenderlo o transportarlo. Numerosos hongos recuperados en La Draga fueron seleccionados, trasladados de los bosques de los alrededores del poblado, secados y almacenados con la intención de ser utilizados como yesca", afirma Raquel Piqué, investigadora del Departamento de Prehistoria de la UAB y coautora del estudio, publicado ayer en PLOS ONE.El estudio, en el que también participan Marian Berihuete-Azorín, Josep Girbal, Antoni Palomo y Xavier Terradas, describe uno de los casos más antiguos que se conocen del uso tecnológico de hongos y la singular colección de estos organismos es única en la prehistoria europea. La Draga se descubrió en 1990 y, desde entonces, se han sucedido las campañas de excavación bajo la coordinación del Museu Arqueològic de Banyoles y con la participación de la UAB, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas y el Museu d'Arqueologia de Catalunya.

Investigación...

Investigación y Ciencia: Actualidad científica

Noticias de actualidad del ámbito científico de Investigación y Ciencia